Sígueme en...

Síguenos en Twitter Siguenos en Facebook Siguenos en Pinterest Instagram

BIENVENIDOS

Mi blog vio la luz, el día 18 de Octubre de 2012...

Les doy la bienvenida a mi rincón, donde todos los relatos, cortos o escritos que comparta con ustedes, nacen de mi corazón e imaginación.
Los personajes que pueda crear en mi mente no tienen ningún parecido con alguna persona real.
Cualquier imagen que utilice para representar a mis personajes es simplemente porque esas personas tienen las características de los protagonistas de mi historia.

Ya saben... un blog crece y se alimenta de comentarios, espero los vuestros.

jueves, 18 de julio de 2013

QUIÉROME MUCHO de Regina Roman



Dicen que el humor es muy subjetivo, se preguntarán ¿por qué?, sencillamente, porque no a todo el mundo le causa la misma gracia el mismo chiste. Hay personas que se ríen con facilidad, o que tienen el humor a flor de piel, o quizás, será que se toman la vida con alegría. Pero también, hay personas a las que les cuesta reír, o no entienden el chiste, o no le ven la misma gracia que otros.
En definitiva, que todo ser humano es diferente y percibe las cosas de manera distinta a los demás. Ocurre lo mismo con el llanto, no ha todos les hace llorar la misma escena de una película, ni la misma historia… los sentimientos los percibe cada persona con diferentes grados de intensidad, lo que no quiere decir, que sea mejor o peor… sólo que cada uno es auténtico y único.
Se preguntarán, a que viene todo la palabrería que acabo de escribir, y que tiene que ver con la novela de la que voy a hablar. Pues os diré, que lo antes expuesto, tiene que ver con “Quiérome mucho”, y con la etiqueta que viene en la novela: “Desternillante”; porque seguramente a muchos les habrá divertido, a otros les habrá arrancado una que otra carcajada y los habrá también, que se han desternillado de risa.
A eso es a lo que me quería referir, que no todo el que lea esta historia se partirá de risa, pero si estoy convencida, que a todos arrancara más de una sonrisa; y sobre todo,  nos hará reflexionar de muchas maneras.

Yo, les puedo decir que a lo largo de la historia de Marina y sus compañeros, he reído, me he emocionado, he llorado de la risa y también he sufrido. A sido un sube y baja de emociones, en muchos momentos me sentí identificada, en otros quería darle de tortas a Adela y Marina, pero luego piensas que tú en algún momento has sido como ellas.
Marina Valdemorillos es una chica con un problema muy grande, y ese es, que no se quiere ni un poquito. Su autoestima esta, no por el suelo, sino por el subsuelo; y además de eso, es una buenaza, lo cual la convierte en un blanco perfecto para los abusones. Lo peor de todo, es que ella es consciente de que la utilizan, y aun así, sigue cayendo en las garras de los que van por la vida pisando a los más débiles. Ella es tan negativa, que cuando piensa que algo le va a ocurrir, tengan por seguro que le ocurre, pero eso lo atrae ella con su pesimismo. Lo curioso, es que solo es así consigo misma, porque luego para las amigas, es capaz de sacar las uñas.
Con esta historia en clave de humor, conocerás a las personas que no saben decir que no, cuando les piden un favor. Por un lado Marina, una chica inteligente y consciente de su problema, pero que no hace nada por intentar salir de el mismo, y por otro su amiga y compañera de trabajo Adela Vela, una mujer no solo con inseguridades, sino además muy inocentona, de esas que no ven la maldad venir hasta que la tienen encima.

Otro personaje que me gusto, aunque en el fondo pisa fuerte, es Marta el Elfo. Una mujer que sabe decir no; con delicadeza…. Nooooo. Ella lo dice directo, de frente y a lo bestia, no es no. Pero juega un papel importante en la vida de sus compañeras, porque intenta hacer ver a Marina su error, trata a pesar de su bordería, de enseñarle técnicas para que poco a poco, ella logre que dejen de abusar de su inseguridad. Pero a pesar de su carácter agrio, estoy convencida de que Marta tiene un corazoncito, y no sé porque, creo que ha sufrido lo suyo.
Con Juan conoceremos, la torpeza, la ternura y el amor, porque la belleza esta en los ojos de quien la mira. Y este guapetón, verá la belleza que hay en Adela, devolviéndole la alegría y seguridad que había perdido… Demostrándonos que todos merecemos ser amados y aceptados tal como somos.
Por último y no menos importante… Román, el amor secreto de Marina, un chico guapo, buena gente, y que sabe ver más allá de las apariencias, un chico que ve la belleza y ternura que hay en Marina, pero ella como no se quiere nada de nada, lo único que hace es boicotearse a si misma.
En resumen, esta historia no solo habla de las personas que no se estiman, y que permiten que abusen de ellas, no solo habla de esa gente que quiere agradar a todos y por ello no sabe decir que no… esta historia, habla de muchas más cosas, del amor, de la belleza, de la autoestima, de la pureza de espíritu, de la amistad, de los complejos, de los que sufren, de la soledad, de la justicia, etc. Y aunque parezca increíble, entre las casi 300 páginas que tiene la novela, te encontrarás con todo esto y seguro que muchas cosas más que yo no vi.
Eso sí, les aseguro que pasaran unos momentos divertidos, mientras conocen a Marina, sus amigos y sus no tan amigos… y yo, me quedo esperando la segunda parte de la historia, con las palabras que le dice Roman a Marina:

―Cuando te vi en aquella ventana ―señalo la mía―, supe que yo era un Romeo que acababa de encontrar a su Julieta.





martes, 9 de julio de 2013

KIT DE EMERGENCIA... (basado en hechos reales)


Nunca pensé que algún día recordaría las palabras de mi hermana Marina, no salgas de casa sin tú kit de emergencia, pero lo que es peor aún, que recordaría mis propias palabras de burla hacía ella… Hermanita, pero que tonterías son esas, ja, ja, ja, ja, un kit para emergencias.

Sí amigos, esas palabras me han perseguido durante mis pesadillas, pero es que sólo a mí me pasan estas cosas, y no sólo una vez… será el karma, o será un castigo por reírme de mi hermana y sus consejos.

Entramos en materia; un día ya lejano en mis recuerdos, emprendí mi viaje de vacaciones a Portugal, me dirigía a pasar unos días con mi familia, me arreglé normalita, porque sólo era un vuelo de poco más de una hora, Madrid – Oporto.

Llevaba una pequeña maleta, con mis escasas pertenencias; total, solamente iba a pasar una semana, para que llevar muchas cosas… Como iba diciendo, la pequeña maleta, la podría haber llevado conmigo en el avión, pero como quería ir cómoda, decidí despacharla. Feliz y contenta iba yo en ese vuelo, que me llevaba a pasar unos días de relax.

Si ya de por sí, era un viaje corto, a mí se me hizo más corto, porque me enfrasqué en la lectura, cosa que hago cada vez que tengo tiempo. Salgo sin kit de emergencia, pero jamás salgo sin un libro…

El viaje fue muy tranquilo, y en un santiamén estábamos aterrizando en el aeropuerto de Oporto, una cálida tarde de Julio. Como viajaba sentada junto a la ventana, me di cuenta, que el pequeño avión aterrizaba un poco lejos de la terminal, lo cual significaba que tendríamos que bajar por las escaleras y caminar.

Una vez tomamos tierra y llegamos a nuestro destino, tranquilamente me levanté, cogí mi bolso y, me preparé para bajar por la escalerilla del avión. Muy resuelta voy bajando, agarrada al pasamanos, ―gracias a la providencia―, y de pronto, al apoyar el pie derecho en el siguiente escalón, siento que me voy de bruces.

Gracias a mis rápidos reflejos y, a que estaba bien agarrada al pasamano de la escalera, pude evitar caer rodando, y a parte de partirme la crisma, dar un espectáculo internacional.

Una vez que consigo equilibrarme, giro la cabeza hacia el escalón que había dejado atrás y, cual es mi horrorizada sorpresa… Allí, solitario y perdido, estaba el tacón de mi zapato. Sí, pueden reírse, pero en ese momento, no estaba yo para mucha guasa.

Lo más disimuladamente que pude, me agaché y recogí al traidor, sí, era un traidor, porque me dejaba sola ante las miradas burlonas de la gente… 

Es en esos instantes, cuando más se agradece que las personas vayan a lo suyo. Entonces, parada en medio de la pista y, con una buena caminata por delante, decidí que levantaría mi cabeza y con todo el glamour posible, caminaría lo más recta y disimuladamente que pudiera.

Gracias a que llevaba pantalón largo y un poco acampanado, nadie, que no se fijara bien, notaria que yo estaba caminado con un pie, que sólo apoyaba la punta del zapato. Con lo cual, parecía que tenía una leve cojera. Una vez que llegué, la última, a la cinta de equipaje, esperé muy tiesa a que saliera mi pequeña maleta, la cual iba amarrada hasta los dientes, con lo cual, no podría cambiarme de zapatos hasta llegar a casa. Con ella en mi poder, me encaminé con mi ligera cojera hacia la salida, siempre con la cabeza en alto y simulando que todo estaba bien. Mientras el tacón traidor, iba tan tranquilo, descansando en mi bolso.

Cuando mi madre me miró, enseguida notó algo raro en mí. Como buena madre que conoce a sus hijos, se percató de que yo estaba cojeando y, su ceño se frunció con preocupación. La miré fijamente a los ojos y bajé la mirada hacia mis pies, levanté un poco la pierna derecha de mi pantalón, y mi querida madre, por no decir otra cosa, empezó a partirse de risa a carcajada limpia. Vamos, que los lagrimones le caían por la cara de tanto reír.

Yo seguía acercándome despacio, ya que no podía andar más rápido, y mientras me acercaba, tenía ganas de estrangularla, debido a que todo el mundo nos miraba intentando adivinar, a qué venía tanta risa. Después de que mi buena madre, consiguiera tranquilizarse, me preguntó que me había pasado… Todavía no sé, para que le conté nada, pues terminada la historia, estaba otra vez tronchándose de risa.

No les negaré, que fui la comidilla de todos, ni que decir de mi hermana, que rauda y veloz me recordó el dichoso Kit de emergencia que siempre lleva encima. Una bolsa con unos zapatos de recambio y no sé cuantas cosas más.

Ustedes pensarán que, al pasar por esa experiencia, esta servidora, adoptaría el famoso Kit… pero no, yo que soy más lista que nadie, me digo, esto no me pasará otra vez. ¡Ay! ingenua de mí… si, me pasó otra vez… y lo que es peor, esta vez sí que fue un bochorno.

Iba caminando por la calle principal de mi hermosa ciudad, me acababan de dejar al lado del banco y me recogerían a la vuelta. Era verano, llevaba unas chanclas, unas estúpidas chanclas y sólo a mi… me tiene que pasar, ¿Por qué?... aún hoy me lo pregunto.

Caminando muy tranquila por el paso de peatones y antes de haber terminado de cruzar la calle…¡zas!, se me rompe la tira de una de las chanclas.

Oh si… caminaba, pero en vez de cojear, arrastraba el pie sobre la estúpida chancla y me repetía, esto no me puede estar pasando, otra vez no, porque a mi… y así sucesivamente. Debo agradecer , que en el coche que me recogía del banco, tenían un repuesto,… las chanclas que te regalaban en el Mac Donald con el menú. Para algo sirvieron las pobres.

Pero aquí no acaba la cosa… como dicen que no hay dos sin tres, pues amigos, para terminar de escarmentar, a esta servidora, le volvió a pasar una tercera vez.

En Madrid, día 6 de diciembre, caminando con unos amigos después de pasar una tarde agradable, el tacón de mi bota decidió que estaba cansado de la caminata, y se quedó en el asfalto a descansar. Yo, ya no sabía si reír o llorar, mi querido amigo Paulino, trataba de arreglar el dichoso tacón, pero no había manera. Entonces, al igual que la vez del avión, caminaba por las calles de Madrid, apoyando la punta del pie, ―otra vez el derecho―, y con una ligera cojera me dirigía hacia las tiendas, que gracias a las fechas navideñas, y a pesar de ser festivo nacional, estaban abiertas. Como podrán imaginar, me compre unas botas planas, rasas, pegadas al suelo… no estaba yo para tonterías.

La Moraleja… No salgas sin un kit de emergencia, nunca sabes cuándo lo vas a necesitar. Y si no lo tienes, camina con todo el glamour que puedas echarle y ríete de ti mismo.



domingo, 7 de julio de 2013

ATADA A TI de Sylvia Day


Anoche acabe de leer el tercer libro de la serie Crossfire, y me ha decepcionado por varias razones:

  1. Porque nos hablan de una trilogía y ahora nos dicen que serán cinco, no me gustan este tipo de sorpresas. Sin son tres son tres y si son cinco pues cinco.
  2. Sinceramente creo que por alargar la historia para que lleguen a esos cinco libros, este tercero ha dejado mucho que desear.
  3. Me parece que han enredado la trama más de lo necesario.




Particularmente creo que la escritora, podría haber hecho un tercer y último libro que cerrará estupendamente la historia de Gideon y Eva. Pero al querer alargar la misma, este tercer libro perdió muchísima fuerza en la trama. Mientras lo iba leyendo no me enganchaba a la historia y eso me molesto, ya que los dos primeros me gustaron.

A nivel sexual siguen siendo intensas las escenas entre ellos. Pero la relación fuera de la cama con tantos misterios, y esos celos desmedidos por parte de ambos, me parece exagerada.

No entiendo el secretismo de su relación… ¿A qué temen?

La madre de Eva me parece una mujer en muchos aspectos infantil, sin discutir que es muy frívola. No entiendo la forma de querer a su hija, es obsesiva, y en vez de ayudarla lo que hace es alejarla.

Por otra parte, también podrían haber avanzado más en las historias de los personajes secundarios como Cary. La escritora nos ha dejado intrigados sobre que le ocurre a Megumi, no sé si la continuación se enfocara más en estos personajes o seguirá centrada en Eva y Gideon.

Sylvia Day ha dejado muchos cabos sueltos y ahora solo nos queda esperar los siguientes libros, lo único que pido es que no tarden tanto como este en salir… porque se pierde la intensidad de la historia cuando se leen con tanto tiempo entre un libro y otro.




viernes, 5 de julio de 2013

SERIE NOBLE de Katie MacAlister

Nº1 NOBLES INTENCIONES


Sinopsis:


Noble Britton ha sufrido enormemente a manos de su primera esposa –que fue asesinada, según dicen los rumores por el mismo Noble, cuando la encontró en brazos de su amante– y se niega a caer en la misma trampa nuevamente. Esta vez, el orgulloso y arrogante conde tiene intención de casarse con una mujer tranquila y sumisa, a la que no le guste ser el centro de atención, que no cause problemas, que le dé un heredero y que sea una madre para su hijo ilegítimo, pero sobre todo, quiere una esposa que obedezca todas y cada una de sus órdenes. Hasta que se topa con Gillian Leigh, cuya franqueza y espontánea risa lo atraen desde el primer momento. No importa que ella tenga una enorme propensión a los accidentes; él puede evitar que se dañe y guiarla convenientemente.

La americana Gillian no espera con excesiva emoción su presentación en sociedad. Sin hacer caso de los chismes, y prefiriendo juzgar a las personas por ella misma, en cuanto pone sus ojos en Noble se da cuenta de que hay algo más tras la fría y seductora apariencia del que todos conocen como “Conde Negro”.
Ahora, Gillian ha puesto patas arriba la meticulosa y ordenada vida de Noble, y harán falta un golpe en la cabeza, un ojo morado y una nariz rota para que éste se dé cuenta de que esa mujer ha conseguido curar las heridas de su alma y conducirle hacia el verdadero y auténtico amor.

Nº1 NOBLE DESTINO



Sinopsis:


Tras protagonizar una escandalosa fuga para casarse con un conde italiano, Charlotte Collins regresa a Inglaterra viuda, sin un penique y rechazada por la alta sociedad. Dispuesta a recuperar su posición en la flor y nata de la sociedad Charlotte comienza la búsqueda de un apropiado, rico, y lo más importante, apuesto, nuevo marido aristócrata. Ahora, ha puesto sus ojos en el guapísimo Alasdair "Dare" McGregor al que conoce desde hace años... pero él no se lo va a poner nada fácil.    



Querido lector:


Pluma en mano me dispongo a avisarle para que haga oídos sordos a la falsa imagen que quieren endilgar a esta humilde servidora. Yo, una pobre viuda, he regresado a Inglaterra para tomar el lugar que me corresponde en la sociedad y he descubierto que todos me rehúyen. Mi única oportunidad para evitar este rechazo es volverme a casar, y he de buscar un prometido que reúna los atributos (riqueza, un título y buena presencia) que puedan asegurar mi felicidad absoluta.

Sé que usted entenderá mi frustración cuando Alasdair McGregor, la viril personificación de esos atributos, ha rechazado cruelmente ser la solución a mis problemas. De hecho, he sido forzada, debido a su obstinación, a tomar drásticas medidas para poder conseguir lo que más ansío en este mundo: el amor de mi nuevo marido.

Confío en que hará caso omiso de los viperinos comentarios de todas esas damas celosas que me acusan de haber atrapado a Dare en un matrimonio no deseado y lea gustoso la verdadera historia de nuestro amor.

Humildemente suya,

Lady Charlotte Collins



Nº3 EL PROBLEMA DE HARRY


Sinopsis:


La tercera entrega de la serie Noble nos cuenta la historia de Frederica "Plum" Pelham, una mujer con un pasado no muy acorde con lo que la sociedad espera y Harry, Marqués Ross, un hombre que también esconde unos cuantos secretos.

Aunque Plum cree que Harry es la respuesta a todos sus problemas, rápidamente se da cuenta de que no es tan perfecto como pensaba... tiene cinco hijos que son unos auténticos diablillos, se niega a dejar que ella rehúse a contarle sus secretos y un hombre que ha regresado de su pasado está intentado matarlos. Pero, claro, tampoco es que ella sea un dechado de virtudes, sobre todo si tenemos en cuenta que su primer marido, al que creía muerto, acaba de regresar y que es la autora de la obra que últimamente ha hecho que toda Inglaterra ponga el grito en el cielo…

El problema de Harry es que a sus cuarenta y cinco años la paternidad le ha pillado un poco tarde. Por un lado está la pequeña India, que ya no es el tierno angelito que solía ser desde que tiene la “urgente” de necesidad de saberlo todo sobre las aves y las abejas; luego están los gemelos cuya meta en esta vida es tratar de sobrevolar el granero; Marston, el heredero, que no quiere ser el futuro marqués; y finalmente MacTavish, que siempre está regalándole a su padre sus últimos “hallazgos”. Así que, ante la idea de tener que cuidar sólo a estos revoltosos, Harry decide contraer matrimonio de nuevo y para ello le pide a su secretario, Templeton, que publique un anuncio en el que se solicite a una esposa de entre 35-50 años, a la que le gusten los niños y que sea un poco agraciada físicamente, aunque este último requisito no es necesario, le basta con que cuando la mire no le venga a la mente la imagen de un bulldog.

Es entonces cuando entra en su vida Plum que se presenta para ocupar el “puesto”. Plum está desesperada por tener una familia, pero ningún hombre de Dorset la aceptaría después del escándalo que protagonizó –bueno, ningún hombre excepto Harry. Plum ya estuvo casada una vez, aunque a su marido se le olvidó mencionar un pequeño detalle y es que ya tenía otra esposa, además Plum es la autora de "The Guide to Connubial Calisthenics"... un libro que se considera tan obsceno que ha sido prohibido por el gobierno. Con estos antecedentes no es de extrañar que Plum se quede conmocionada cuando tras varias preguntas acepta la proposición de Harry.

¡La diversión acaba de empezar! 


OPINIÓN:


Esta serie empecé a leerla, porque una amiga de facebook compartió en un grupo, un pequeño párrafo de la primera novela... una conversación tan sumamente absurda que terminé muerta de risa y con ganas de leer la historia de Noble y Gilliam... como las tenía entre mi enorme lista de pendientes, y además tenía ganas de leer algo divertido, decide ir a por ella.

Después de leerla y de reírme de lo lindo con todos los disparates que ocurren a lo largo de la novela, inmediatamente quise leer las dos que componen la serie. Que puedo decirles, que son absolutamente disparatas, que tienen unos personajes totalmente atípicos, que te ríes de las ocurrencias, que tienen unos diálogos buenísimos... eso y mucho más. Pero aun así, se que a muchas no os gustarán por los mismos motivos que a mí me gustaron.

De todas maneras quería recomendarlos, porque seguramente también habrá muchas que si disfrutarán de las rocambolescas historias que nos cuentan los protagonistas de esta serie.

En mi humilde opinión la escritora a querido reírse de la burguesía de esa época, en la que eran más importantes las apariencias que los sentimientos. De una forma ingeniosa, nos muestra lo que realmente es importante, más allá de lo material y la sociedad imperante en la Inglaterra de la Regencia.

Yo me quedo con la gimnasia conyugal y el instrumento masculino.... os aseguro que dará mucho que hablar.

Pero un detalle que me encanto de las tres... es que sus protagonistas masculinos se enamoran profundamente de sus mujeres... y no les importa gritarlo a los 4 vientos o demostrarlo de cualquier manera.




jueves, 4 de julio de 2013

TIENES UNA META, UN OBJETIVO O UN SUEÑO...

Hola, encontré el vídeo que voy a compartir con ustedes en facebook, y me parece tan bueno que he querido compartirlo en todas partes... Por supuesto no podía faltar mi blog.

Escucha atentamente estas palabras que encontraras al final de este post, y quizás te decidas a luchar por esa meta o ese sueño que siempre has querido alcanzar.

Al escuchar el vídeo he pensado en los investigadores, científicos, deportistas y muchas más personas que han llegado a lo más alto... y eso ha sido, por su esfuerzo y dedicación para lograr su objetivo.

No solo es importante tener una idea, una meta o un objetivo... para lograrlo hay que ser :
  • Tenaz
  • Paciente
  • Luchador
  • Incansable...
Y no permitir que te aparten de ese camino...

Porque las cosas no ocurren solo por desearlas y las buenas ideas se quedan en eso, si no hay trabajo y esfuerzo por hacerlas realidad...